‘Juego de Tronos’: la daga de Arya ha sido determinante en toda la serie, ¿recuerdas su historia?

Publicado 2019/05/01 490 0

El arma de la joven Stark ha sido determinante a lo largo de toda la serie. ¿Te acuerdas de ella?

¡ATENCIÓN!: Esta noticia contiene ‘SPOILERS’ del episodio ‘The Long Night’ (8×03) de Juego de Tronos.

El tercer episodio de la octava temporada de Juego de Tronos ya se ha emitido y, por fin, hemos asistido a la gran batalla en Invernalia contra los Caminantes Blancos. En él, hemos podido ver importantes regresos como el de Melisandre (Carice Van Houten), trágicas muertes como la de Jorah o Lyanna Mormont, y, sobre todo, inesperados giros de guion, como el de Arya (Maisie Williams) alzándose como salvadora de toda la humanidad.

La profecía que la Sacerdotisa Roja advirtió cuando conoció a la joven Stark y que había pasado desapercibida para la mayoría de los fans, hasta ahora, se ha hecho realidad, y Arya ha conseguido acabar con el mismísimo Rey de la Noche utilizando su daga de acero valyrio, un arma que ha sido determinante en el desarrollo de los acontecimientos y que ha tenido un gran recorrido durante las ocho temporadas de la ficción. Pero, ¿recuerdas su historia?

La primera vez que la vimos fue en el segundo episodio de la primera temporada. Bran (Isaac Hempstead-Wright) había conseguido salir con vida una vez que pilló a Jaime Lannister (Nikolaj Coster-Waldau) manteniendo relaciones sexuales con su hermana Cersei (Lena Headey) y este le arrojara desde lo alto de una torre. Sí, fue hace mucho tiempo, pero todos tenemos grabado en la memoria ese momento que dejó al pequeño Stark paralítico. No obstante, alguien decide volver a atentar de nuevo contra Bran, un mercenario armado con la famosa daga al que el lobo huargo Verano mata.

Catelyn (Michelle Fairley) decide llevarle el puñal a Ned Stark (Sean Bean) durante su viaje a Desembarco del Rey, y allí se encuentra con su viejo amigo Meñique (Aidan Gillen), quien reconoce a Tyrion (Peter Dinklagecomo propietario del arma, pues le explica que siempre había sido suya hasta que la perdió contra el Lannister en una apuesta -cosa que, en realidad, esto nunca sucedió. Catelyn hace prisionero a Tyrion en Nido de Águilas, lugar donde conoce a Bronn y hecho que potencia la ‘Guerra de los Cinco Reyes’ y que lleva a Twynn a invadir Tierras de los Ríos. Pero no nos alejemos del recorrido de la daga:

Ned no pudo «disfrutar» mucho de su posesión del arma, ya que pronto es ejecutado y decapitado. Pero en ese momento, Meñique se hace con ella y se la guarda, aparentemente, con la intención de entregársela a Bran más adelante. Algo que finalmente vemos en la séptima temporada, aunque el Cuervo de Tres Ojos, incapaz de luchar, se la entrega a su hermana Arya.

Sansa (Sophie Turner), que ya había advertido los constantes juegos sucios de Meñique, comprende que debe de haber un motivo detrás de ese gesto «desinteresado», y que seguramente se la había estado jugando a los Stark desde hacía mucho tiempo. Por eso, la familia orquesta el asesinato del traidor durante un juicio en el que se deduce que él era el dueño de la daga en la primera temporada y, por tanto, quien mandó acabar con la vida de Bran en un intento por aumentar las tensiones entre los Stark y los Lannister. Justicia poética. Arya mata a Meñique con la daga de acero valyrio y se la queda. Una buena decisión, ya que con ella ha salvado a todo el mundo de las garras de los Caminantes Blancos.

Películas en este artículo